Home / Actualizaciones / Ruanda anuncia su compromiso para reducir el retraso en el crecimiento

Ruanda anuncia su compromiso para reducir el retraso en el crecimiento

  |   Red de países SUN

© UNICEF/UNI110790/Noorani

Elprimer ministro de Ruanda, el doctor Ngirente Anastase,presentó un programa multisectorial para disminuir el retraso en el crecimiento. El Banco Mundial se encargará de financiarlo con aportes del Programa de Financiamiento Global y del Poder de la Nutrición, entre otros.

El objetivo del programa, que recibirá 55 millones de dólares del Banco Mundial, es disminuir el retraso en el crecimiento en los niños menores de 5 años de 13 de las zonas de Ruanda más afectadas por este problema. Teniendo en cuenta los efectos negativos a largo plazo que el retraso en el crecimiento causa en el desarrollo del capital humano, la iniciativa para combatir esta amenaza, también llamada desnutrición crónica, colaborará para que Ruanda logre su objetivo de convertirse en un país de ingresos medianos.

ElRwanda Stunting Prevention and Reduction Project fomentará el abordaje desde las comunidades, mejorará las intervenciones de alto impacto en materia de nutrición y salud, incentivará a los trabajadores y el personal de salud comunitarios de primera línea, fortalecerá los mecanismos de rendición de cuentas y promoverá el aprendizaje basado en la práctica de métodos efectivos para prevenir esta condición y la manera de impulsarlos. El Strengthening Social Protection Project ampliará los principales elementos del Vision 2020 Umurenge Program, entre los que se destacan implementar esquemas de obras públicas que respondan a los intereses de las mujeres y los niños, brindar apoyo económico para los hogares pobres en los que vivan mujeres embarazadas o niños menores de 2 años, y agilizar el registro de nacimientos y los sistemas de prestación de servicios.

El programa se concentrará particularmente en las áreas más afectadas por el retraso en el crecimiento, las poblaciones vulnerables y los primeros 1000 días del niño, tras los cuales la condición se vuelve irreversible. En palabras deYasser El-Gammal, gerente del Banco Mundial para Ruanda .

El retraso en el crecimiento priva a los niños de su derecho a crecer, desarrollarse y alcanzar su máximo potencial. Quiero felicitar al gobierno de Ruanda por su innovadora visión y firme compromiso para combatir a este asesino silencioso. Nuestro apoyo a la protección social seguirá fortaleciendo los sistemas de prestación de servicios cruciales para obtener estos resultados, sobre todo, entre las poblaciones vulnerables. También quiero aprovechar para reconocer la fuerte colaboración y apoyo de los socios para el desarrollo, los expertos financieros y todos los actores involucrados que han contribuido con este programa”.

“El gobierno de Ruanda está decidido a cambiar el curso de la historia del retraso en el crecimiento: el 38 % de los niños ruandeses sufrían esta condición en 2015”, dijo la doctora Diane Gashumba, ministra de salud de Ruanda. Para tener éxito, es fundamental lograr un buen trabajo en equipo entre todos los actores involucrados y esperamos trabajar con todos nuestros socios en esta ambiciosa iniciativa”.

El gobierno de Ruanda, junto con el Banco Mundial, el Poder de la Nutrición y Programa de Financiamiento Global, ha desarrollado un plan integrado para erradicar la malnutrición crónica, que hace foco en las áreas más afectadas por el retraso en el crecimiento, las poblaciones vulnerables y los primeros 1000 días del niño, tras los cuales la condición se vuelve irreversible.

“El retraso en el crecimiento es evidencia pura de la tendencia generalizada a subestimar y no invertir lo suficiente en el capital humano”, dijo Tim Evans, director general de la Práctica Global de Salud, Nutrición y Población del Grupo Banco Mundial.  “Esta asociación busca revertir el panorama del retraso en el crecimiento y fijar los cimientos para que cada niño de Ruanda prospere en la escuela y contribuya plenamente al futuro desarrollo del país.”

“El objetivo del proyecto es alentar un cambio de paradigma con respecto a cómo ven los ruandeses el retraso en el crecimiento y garantizar que ya no sea un asesino silencioso que priva a los niños del derecho de crecer y prosperar”, afirma Miriam Schneidman, especialista en salud y líder de equipo de trabajo del Grupo Banco Mundial.

De los 55 millones de dólares aprobados hoy, la Asociación Internacional de Desarrollo aporta 25 millones*, el Poder de la Nutrición contribuye con 20 millones y el Programa de Financiamiento Global aporta 10 millones. El proyecto es el punto central del programa del Banco Mundial y solventará innovaciones en la prestación de servicios y el desarrollo de una nueva estrategia de comunicaciones para fomentar un cambio en la conducta del país.

“El retraso en el crecimiento es una injusticia social que se esconde a plena luz del día. En Ruanda, se estima que la desnutrición es la causa subyacente del 22 % de las muertes infantiles, del 13 % de las repeticiones en la escuela primaria y de que los adultos ganen sueldos más bajos, lo que genera una pérdida anual del 11,5 % del PBI”, dijo Martin Short, director ejecutivo del Poder de la Nutrición. “Nos honra colaborar para cumplir el deseo del gobierno de Ruanda de erradicar el retraso en el crecimiento a través de este programa integral”.

“El gobierno de Ruanda demostró un gran liderazgo en este ambicioso esfuerzo por combatir el retraso crónico en el crecimiento”, afirmóMariam Claeson, directora del Programa de Financiamiento Global. “El programa se enorgullece de cofinanciar las prioridades de Ruanda y de apoyar intervenciones multisectoriales con foco en los resultados para combatir el retraso en el crecimiento”. 

Información relacionada

• Perfil de país: Ruanda (2017)English | Français | Español

Post A Comment

No Comments