SUN Newsletter
Home / Actualizaciones / El secretario de general de la ONU presenta un informe de políticas sobre seguridad alimentaria

El secretario de general de la ONU presenta un informe de políticas sobre seguridad alimentaria

  |   Red de las Naciones Unidas para el SUN, Red de países SUN

Foto ONU/Evan Schneider

«Aunque la pandemia de la enfermedad provocada por el coronavirus (COVID-19) podría empujar a otros 50 millones de personas a la pobreza extrema, esta y otras consecuencias nefastas de la crisis se podrían evitar si los países actuaran de inmediato para reforzar la seguridad alimentaria mundial» António Guterres, secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU)

En su último informe de políticas sobre la pandemia, António Guterres hizo hincapié en la necesidad de velar por el acceso de todas las personas a los alimentos y los nutrientes adecuados: ahora y en el futuro.

“A menos que se adopten medidas de inmediato, cada vez está más claro que hay una emergencia alimentaria mundial inminente que podría tener repercusiones a largo plazo para cientos de millones de niños y de adultos”, afirmó en un mensaje por video que acompañó la presentación del informe.

Millones de personas pasan hambre

Tal como el secretario general señaló, antes de la pandemia millones de personas ya pasaban hambre o presentaban malnutrición. Si bien en el mundo hay alimentos más que suficientes para alimentar a toda la humanidad, más de 820 millones de personas pasan hambre, y no caben dudas de que esta cifra aumentará.

A su vez, aproximadamente 144 millones de niños menores de 5 años sufren retraso en el crecimiento, es decir, tienen una estatura demasiado baja para su edad, principalmente a causa de la malnutrición. El Sr. Guterres añadió que, incluso en los países donde los alimentos abundan, el COVID-19 amenaza con perturbar las cadenas de suministro de alimentos. “Nuestros sistemas alimentarios están fallando, y la pandemia de COVID-19 está empeorando aún más las cosas”, aseveró.

En el informe de políticas de la ONU, se exponen tres recomendaciones principales que apuntan a salvar vidas y los medios de subsistencia y también apoyan la transición hacia un futuro más verde.

Los servicios alimentarios deben ser esenciales

En primer lugar, los países deben considerar los servicios nutricionales y alimentarios como prestaciones esenciales y, a la vez, adoptar medidas de protección para quienes trabajan en el sector. “Significa preservar la asistencia humanitaria crítica en forma de alimentos, medios de subsistencia y nutrición para los grupos vulnerables”, prosiguió el secretario general, “y significa poner alimentos en los países que sufren crisis alimentarias para reforzar y ampliar los sistemas de protección social”.

Asimismo también se insta a las autoridades a que redoblen el apoyo a quienes participan en la elaboración y el transporte de alimentos y a los mercados locales, así como a que velen por la apertura de los corredores de comercio para que los sistemas alimentarios puedan seguir en funcionamiento. El Sr. Guterres añadió que los planes de alivio y estímulo deben beneficiar a los más vulnerables, entre los que se ubican los productores de alimentos a pequeña escala y las empresas rurales.

 

 

Mayor protección social en pro de la nutrición

El secretario general subrayó la necesidad de fortalecer los sistemas de protección social en pro de la nutrición, lo que incluye asistir a los millones de niñas y niños de todo el mundo que actualmente no pueden participar en los programas de alimentación escolar.

“Los países deben salvaguardar el acceso a alimentos inocuos y nutritivos, en particular, para los niños de corta edad, las mujeres embarazadas y lactantes, las personas de edad y otros grupos de riesgo. Y deben adaptar y ampliar los programas de protección social para atender a los grupos de riesgo desde el punto de vista de la nutrición”, señaló.

En busca de mejores sistemas alimentarios

Más allá de la pandemia, el secretario general exhortó a la transformación de los sistemas alimentarios para lograr un mundo más sostenible e inclusivo. “No podemos olvidar que los sistemas alimentarios contribuyen con hasta el 29 % de todas las emisiones de gases de efecto invernadero, incluido el 44 % del metano, y están teniendo efectos negativos sobre la biodiversidad”.

El Sr. Guterres instó a los países a que crearan sistemas alimentarios que satisficieran las necesidades de productores y trabajadores y a que garantizaran el acceso a alimentos sanos y nutritivos a un mayor número de personas para erradicar el hambre.

 

• Informe de políticas sobre las repercusiones del COVID-19 en la seguridad alimentaria y la nutrición: léalo aquí (en inglés)

• Declaraciones de António Guterres, secretario general de la ONU: léalas aquí

 

Post A Comment

No Comments