SUN Newsletter
Home / Actualizaciones / Tratamiento de la malnutrición aguda severa en Filipinas: del modelo centrado en las situaciones de emergencia a la ampliación de las políticas nacionales y del gobierno

Tratamiento de la malnutrición aguda severa en Filipinas: del modelo centrado en las situaciones de emergencia a la ampliación de las políticas nacionales y del gobierno

  |   SUN en la práctica

1436Un artículo de la ENN por Aashima Garg, Anthony Calibo, Rene Galera, Andrew Bucu, Rosalia Paje y Willibald Zeck.

Qué sabemos: En Filipinas, los sectores pobres y marginados tienen muy poco acceso a los servicios básicos de salud y nutrición, situación que se ve agravada por las catástrofes y los conflictos recurrentes. La malnutrición continúa siendo una cuestión alarmante en el país.

Qué aporta este artículo: La respuesta ante emergencias al supertifón Haiyan en el 2013 incluyó exitosos programas dirigidos por los grupos para el tratamiento de la malnutrición aguda severa (SAM), pero puso de relieve la considerable falta de políticas nacionales, protocolos, capacidad del sistema de salud, suministros y apoyo del gobierno.

Posteriormente, se desarrollaron líneas directrices nacionales para el tratamiento de la SAM que fueron adoptadas por el Gobierno de Filipinas en un proceso participativo de consulta dirigido por el Departamento de Salud, con el apoyo técnico de UNICEF, las consultas con expertos y socios, y la participación de los actores involucrados del Movimiento SUN (bajo el auspicio del grupo de trabajo nacional para el tratamiento comunitario de la malnutrición aguda – CMAM). También se están desarrollando líneas directrices para el tratamiento de la malnutrición aguda moderada, pero los problemas en torno a los costos de suministro de productos a escala y los mandatos de los organismos rivales han dificultado la integración con la orientación y la finalización del tratamiento de la SAM. Actualmente, se está desarrollando un plan de ampliación detallado para el tratamiento integrado de la SAM en 16 provincias prioritarias; los suministros están cien por ciento financiados por el Plan Anual de Inversión 2016 del Departamento de Salud.

Antecedentes

Filipinas es un país de ingresos medios que ha experimentado un crecimiento económico razonable en los últimos años. Se proyecta un crecimiento progresivo del Producto Interno Bruto (PIB) para el 2016, con un incremento del 6,3 % de un incremento del 6,1 % en el 2014 (Banco Asiático de Desarrollo, 2015), lo que posiciona a Filipinas entre los países con el crecimiento económico más alto del Sudeste Asiático. Sin embargo, en comparación con otros países de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático, los indicadores de nutrición del país siguen estando desfasados. Mientras que el Informe Global de Nutrición 2015 muestra que Filipinas está «encaminada» hacia la meta de reducir el retraso en el crecimiento (aunque la Encuesta Nacional de Nutrición 2015 recientemente publicada muestra un aumento del 30 % al 33,4 % en el 2015), el país «no está avanzando» hacia la meta de reducción de la emaciación en niños menores de cinco años y la anemia en mujeres en edad reproductiva para el 2025.

El país muestra una evidente desigualdad económica y sus sistemas de salud se ven a menudo desafiados por los desastres naturales y los conflictos armados. Los factores políticos, las políticas débiles y la descentralización que conllevan a rendiciones de cuenta confusas a nivel local y nacional han dado lugar a un escaso acceso a los servicios básicos de nutrición y salud en las comunidades remotas, pobres y minoritarias. El clientelismo político y la ausencia de «voces» de los pobres indican que los gastos en salud y nutrición se desvían con frecuencia a favor de los ricos. Una investigación llevada a cabo por el Banco Mundial revela que Filipinas es uno de los 20 países en el mundo (entre 69 evaluados) donde el gasto del Gobierno en salud está «considerablemente destinado a los sectores más ricos» (Wagstaff, Bilger, Buisman et al, 2014). Al ser un país que se ve afectado por más de 20 tifones al año, el contexto ambiental de Filipinas hace que la preparación y la resiliencia frente a desastres sean especialmente críticas. Es el tercer país del mundo más propenso a los desastres, con una alta vulnerabilidad no solo a los tifones, sino también a las inundaciones repentinas, las erupciones volcánicas y los terremotos.

Continúe  leyendo este artículo en ENN Field Exchange

Descargue este artículo en formato PDF

Obtenga más información sobre el Movimiento para el fomento de la nutrición (Movimiento SUN) en Filipinas


La Red de Nutrición en Emergencias (ENN) y el apoyo al Movimiento SUN

La ENN es una organización benéfica registrada en el Reino Unido que se creó para mejorar las prácticas y reforzar la memoria institucional de los organismos que participan en los sectores de alimentación y nutrición en situaciones de emergencia. La ENN se concentra en las comunidades en crisis, generalmente, en emergencias humanitarias. La ENN posibilita la creación de redes de nutrición y facilita el aprendizaje para construir una base de evidencias para los programas de nutrición mediante tres vías:

  • Field Exchange (FEX) es una publicación impresa y en línea sobre seguridad nutricional y alimentaria en situaciones de emergencia y en los contextos más afectados. Field Exchange se publica tres veces al año.
  • Nutrition Exchange (NEX), es una publicación en línea con artículos cortos y fáciles de leer acerca de experiencias y aprendizaje sobre programas de nutrición. Nutrition Exchange es una versión resumida de la publicación insignia, Field Exchange.
  • En-net es un recurso gratuito y abierto que ayuda a los profesionales a acceder a asesoramiento técnico para superar los desafíos operativos a través de su foro en línea. En el 2015 se lanzó un área específica para SUN en-net. Visite SUN en-net ►

La ENN forma parte del programa de Asistencia Técnica para la Nutrición (TAN) financiado por el DFID bajo el cual la ENN ofrece servicios de gestión del conocimiento al Movimiento SUN durante la Etapa Dos (2016-2020). La ENN se concentra en la recopilación, conservación y difusión de conocimientos y aprendizajes sobre el fomento de la nutrición con un enfoque en los estados más perjudicados, vulnerables y afectados por los conflictos.  Tres especialistas regionales y un coordinador de Gestión del Conocimiento están trabajando con participantes del Movimiento SUN a nivel regional (gobierno, Naciones Unidas, donantes, sociedad civil, empresas y academia) para captar lo aprendido sobre el fomento de las actividades específicas y sensibles a la nutrición.

Post A Comment

No Comments